Mijares, un pueblo con encanto

Una de las cosas que a mi parecer puede llamar más la atención a los visitantes de Mijares, es la posición enclavada del pueblo.

Mijares, una localidad encajada en el valle, flanqueada por la Centenera y la Peluca, al abrigo de La Pinosa y protegida por El Mogote y El Artuñero. Una posición que suaviza el clima a la vez que concede el aspecto de un pueblo de montaña. Desde cualquier lugar podrán observar los curiosos cómo nos vemos rodeados de pinares y castañares, principalmente.

Sus balcones y casas antiguas, de las que resisten algunas, y por las que parecen no acusar el paso del tiempo. Los rincones y la diversidad de todo cuanto rodea el centro urbano. La proximidad de lugares de recreo como charcas naturales o caminos para pasear hacen que pasemos en cuestión de minutos del trajín del día a día a la más absoluta tranquilidad.

Anuncios

Deja tu comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s