Joaquín Sabina, el poeta

COOKIE2
Músicos en la Naturaleza 2011.

Ahora que salta a primera plana por sus conciertos y, especialmente, por su, “Pastora Soler”, me vienen a la mente las imágenes de aquel concierto en Hoyos del Espino, donde Joaquín Sabina subió al escenario montado en pleno corazón de Gredos. Julio de 2011. Allí estaba yo. Y mi primo.

Por aquel entonces, poco podría saber que este cantante iba a ser uno de los que me acompañen en tantas tardes, mientras conduzco, ordeno fotografías o, simplemente, disfruto de sus canciones.

Recuerdo que allá por 1999 escuchaba sus primeras canciones, su “19 días y 500 noches”, que aun por mi corta edad, no llegaba a entender. Aquella canción sonaría en una visita que hacía junto a un amigo a una persona que había sufrido un accidente y desde entonces tiene un sentido especial.

En otra ocasión, otro amigo me comentó que llegaban los días de “escuchar a Sabina”.Tenía razón. Momentos con el hilo musical de la voz rasgada del cantante que quiso ser torero, del poeta, del mago de la improvisación.

Solo quien haya ido a un concierto de Sabina, puede hacerse una idea del personaje ante el que estamos. Cada canción que escucho, cada letra, da más valor a aquel concierto al que asistí, que es, hasta el día de hoy, la única ocasión que he tenido de verle en directo.

La improvisación, lo que pasa entre canción y canción, el espectáculo que rodea el concierto. Todo forma parte de uno de los cantautores más peculiares de las últimas décadas.

Músico, poeta sin pelos en la lengua, Joaquín Sabina, personaje irrepetible.

 

Anuncios

2 thoughts on “Joaquín Sabina, el poeta

  1. Si señor, un gran artista, cantante, poeta, escritor y como bien dices personaje irrepetible (no he tenido el gusto de verlo en persona, quise pero no pude, espero estar todavía a tiempo)

    Me gusta

  2. Parece más bien, el ultimo adiós, que un pequeño homenaje. Y me uno a ello. Quien no ha acompañado algun trance, sobre todo malo, con una cancion de Sabina?. Pero todo tiene fin, y la inspiración del poeta, esta bastante reñida con la poca necesidad. Y como predicar, sino puedes dar ejemplo. Menos mal que nos quedan varias décadas de puro sentimiento, de poner letra y musica a lo vivido. De poner voz, al pensamiento de muchos. De reivindicar libertad, cuando no la había, de maldecir al amor, cuando te daba la espalda, de siempre tirar palante, pasase lo que pasase. Muchas gracias Joaquín Sabina por tus canciones.

    Me gusta

Deja tu comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s