Visita a La Villa de Mombeltrán

El jueves estaba previsto visitar el cercano pueblo de La Villa de Mombeltrán. El hecho de ser el centro administrativo que regía la zona y los pueblos entre los que se encontraba el nuestro, dentro de los dominios de la Casa Ducal de Alburquerque motivó nuestro viaje al igual que acercarnos al Castillo ya que habíamos conocido la noticia de que podía visitarse recientemente.

Para mayores datos sobra la relación de Mijares con las Ordenanzas del Estado de Mombeltrán pueden dirigirse al apartado Historia el cual ahonda más en este tema que no es el que nos compete en este artículo, sino la crónica de una visita cultural.

Llegando a Mombeltrán, el Castillo hace de anfitrión, recibiéndonos desde un cerro perfectamente visible yendo por carretera.

Para comenzar la visita nos acercamos al punto de información donde nos indicaron qué podíamos visitar. Comenzamos por el gran parque que hay a pies del castillo en el que encontramos un mapa de situación con los lugares a visitar.

De ahí, pasamos a la Plaza Corredera, que cuenta con un jardín central, en esta misma, un edificio con un colorido bastante vistoso corresponde al antiguo hospital de San Andrés, fundado en 1517.

Seguimos la visita hasta llegar a la Iglesia donde una amable señora esperaba para hacer de guía y contarnos con todo detalle la historia de tan magnífica Iglesia, la cual alberga una arquitectura gótica impresionante, cuenta también con un retablo magnífico y un trabajo de mucha dedicación y años. Guarda los restos de un antiguo párroco asesinado por el bando republicano en 1936.

Volvimos de nuevo al punto de información buenísima impresión que nos había producido la iglesia así como la acogida que en ella tuvimos por parte de aquella mujer. Una vez contactamos con la Guía nos encaminamos hacia el Castillo del Duque de Alburquerque. El castillo de los Alburquerque domina el Tietar y la cara sur de de Gredos. Fue mandado construir por Don Beltrán de la Cueva, valido de Enrique IV de Castilla en 1460, el mismo que manó cambiar el nombre al pueblo (Colmenar de las Ferrerías) por el suyo propio: Don Beltrán.

Primeramente, entramos dentro del castillo donde la Guía turística nos hizo una breve introducción histórica y nos adentró por cada una de las estancias aclarando su significado y su uso anterior. El castillo en su interior está, por desgracia, muy deteriorado, aunque se advierten los pisos.

Tras visitar todas las habitaciones, pisos y pasillos curioseando cada milímetro, acabamos la visita rodeando el castillo admirando la belleza de este. Mientras tirábamos fotos y fotos, no cansándonos de lo que teníamos ante nosotros y advirtiendo poco a poco los numerosos escudos tallados en piedra que adornan el castillo.

Para finalizar, acabamos la visita acercándonos al convento y al puente romano que he de decir nos dejó bastante desencantados, uno por estar cerrado al público y otro por parecer más un pegote de cemento que cualquier cosa ligada a la cultura del Lazio. Lamentar, únicamente la numerosa propaganda borrokista, rama “España Centro” del municipio Y con esto acabamos la visita, muy satisfechos de encontrar pueblos tan cercanos y tan llenos de historia castellana y estrechamente unido a nuestro pueblo hasta la obtención de Villazgo por parte de Mijares en 1679.

Anuncios

Deja tu comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s